Cuáles fueron las ganancias de las empresas energéticas en el año de las subas de tarifas - El Portal de Salta

Cuáles fueron las ganancias de las empresas energéticas en el año de las subas de tarifas

Los balances de la mayoría de las empresas lograron superar los años en rojoLuego de un año con fuertes ajustes tarifarios, la mayoría de las grandes empresas del sector de energía volvieron a recuperar ganancias, después de varios años en rojo. La única excepción fue Metrogas, que registró pérdidas por $660.000, similares a las del año 2016.Según los datos de los ejercicios que presentaron las empresas a la Bolsa de Comercio de Buenos Aires durante las últimas semanas, Edenor obtuvo una ganancia de $4.250 millones. En 2017, sus ganancias habían sido de $682 millones y en 2016 la empresa había registrado pérdidas por $1.188 millones.En los balances de las empresas, no incide el precio mayorista de la energía, que se traspasa al usuario final; pero lo que sí incide son los márgenes de distribución o transporte regulares que fueron discutidos a fines de 2016″El año pasado se terminó de aplicar la recomposición que se había iniciado a principios de 2017, definidas en las revisiones tarifarias integrales (RTI). En los balances de las empresas, no incide el precio mayorista de la energía, que se traspasa al usuario final; pero lo que sí incide son los márgenes de distribución o transporte regulares que fueron discutidos a fines de 2016 y se revisaron en 2017 y que se implementaron paulatinamente en dos años. Era lo que les iba a permitir a las empresas tener una rentabilidad normal a fines del año pasado”, explicó Santiago Urbiztondo, economista de FIEL.En el caso de Edesur, la ganancia integral del ejercicio fue de $3.087 millones. En 2017 y 2016 había sido de $998 millones y $258 millones respectivamente. Para Transener, principal empresa de transporte de energía eléctrica en alta tensión, el resultado del ejercicio 2018 fue de $3.176 millones.Estiman que las empresas tendrán ‘rentabilidad normal’ a partir de este año (Jorge Wohlert)Los ingresos de la empresa aumentaron un 36%por la aplicación de los nuevos cuadros tarifarios con vigencia a partir del 1° de febrero de 2017. A comienzos del año pasado, se comenzó a reconocer el incremento en el Valor Agregado de Distribución (VAD) en 48 cuotas que se repartirán hasta el 21 de enero de 2022. Además, en el ajuste del VAD de agosto de 2018 se acordó la aplicación de un 50% del incremento (7,95%) y se recuperará la parte restante en seis cuotas a partir de febrero de 2019.Con todo, Edesur reconoció que las ventas de energía en 2018 disminuyeron frente a 2017 como resultado, entre otras cosas, del contexto de mayores tarifas e inflación en un entorno de caída de la actividad económica.Edesur reconoció que las ventas de energía en 2018 disminuyeron frente a 2017 como resultado, entre otras cosas, del contexto de mayores tarifas e inflación en un entorno de caída de la actividad económicaEn el caso de Metrogas, durante el ejercicio 2018, el total de ventas consolidadas aumentó un 65,4%, totalizando $32.719 millones. “Sin embargo, los costos de operación aumentaron durante el ejercicio 2018, un 67,7% respecto del ejercicio anterior. Los gastos de administración aumentaron un 18,7% y los gastos de comercialización aumentaron un 9,5%”, detalló la empresa en un comunicado.Como consecuencia, durante el ejercicio finalizado el 31 de diciembre de 2018 el resultado neto ascendió a una pérdida de $660.000, respecto de una ganancia de $3.398 millones registrada en el ejercicio de 2017.Metrogas fue la excepción entre las compañías de energía y registró pérdidas en 2018 (NA)Para Naturgy, que brinda servicios en 30 partidos al Norte y al Oeste de la ciudad de Buenos Aires, hubo una ganancia de $2.317 millones. Mientras que para las transportadoras TGN (Transportadora Gas del Norte) y TGS (Transportadora Gas del Sur) las ganancias fueron de $3.721 millones y $11.415 millones. En 2017 en el caso de TGS había sido de $5.751 millones, casi la mitad.Lograr un esquema de ‘rentabilidad normal’ de las empresas, que según las RTI debería rondar un 14%, hoy se ve complicado por el tipo de cambio real”No debemos esperar rentabilidades exorbitantes producto de que los aumentos fueron enormes desde 2015 porque el punto de partida fue un artificio irreal e insostenible de obligar a las empresas a tener pérdidas”, aseguró Urbiztondo. Según el economista, lograr un esquema de “rentabilidad normal” de las empresas —que según las RTI debería rondar un 14%— hoy se ve complicado por el tipo de cambio real.”Lo inesperado en las revisiones de tarifas que se definieron a fines de 2016 y principios de 2017 es que el tipo de cambio real aumentó mucho. La inflación fue del 50% y el dólar duplicó esa suba y en el medio los salarios aumentaron menos que la inflación”, detalló Urbiztondo. “Como los precios de la generación de la energía están en dólares, pero no el transporte y la distribución, el problema no se puede eliminar pero sí se puede acotar”, agregó.La expectativa es que la rentabilidad de las empresas esté normalizada en 2020Ambos sectores, gas y energía eléctrica tiene varias diferencias en la composición y ajuste de sus tarifas. Por ejemplo, la tarifas de electricidad se ajustan por una fórmula con varios factores (índice de salarios, índice de Precios Mayoristas y el índice de Precios al Consumidor Nacional) y para el gas se toma en cuenta solo el IPIM (precios mayoristas) del Indec. Además, en el caso del gas hay un único ente que regula aumentos a nivel nacional y para la electricidad hay varios entes, lo que históricamente fue generando amplias brechas en los precios en diferentes provincias del país.”El año que viene la rentabilidad de las empresas debería estar normalizadas, según lo previsto en las RTI. Pero va a ser complicado por varios años porque fue muy grande el deterioro de reglas y de precios. En un contexto recesivo va a ser conflictivo”, aseguró el economista. Además recordó que se espera que a partir de 2020, las compañías reciban un “sobrepago” como consecuencia de que el ajuste de tarifas se haya hecho en forma gradual, que impactará en torno al 5% en la tarifa final. Se estima que hoy 10% del salario de las familias de clase media se destina al pago de servicios públicos y 5% para las de clase más alta. “Es un porcentaje relevante. Antes tenías 5 puntos de PBI en subsidios y se bajó a 2. Esos 3 puntos de diferencia se pagan vía tarifas y es menor el ingreso disponible de los usuarios”, agregó.Seguí leyendo:Ahora la estrategia del Banco Central será usar al dólar como ancla para bajar la inflaciónGustavo Lopetegui prevé una aceleración de las inversiones en Vaca Muerta: “En el mundo están convencidos de que es lo mejor”

#NoticiasdeSalta #elportaldesalta

Fuente: ARGENTINA | https://www.infobae.com
Cuáles fueron las ganancias de las empresas energéticas en el año de las subas de tarifas

A %d blogueros les gusta esto: