La portada más dolorosa del New York Times

“Las muertes rozan los 100.000, son una pérdida incalculable”
“Las muertes rozan los 100.000, son una pérdida incalculable”

“Las muertes rozan los 100.000, una pérdida incalculable”, titula el New York Times en una de las portadas más dolorosas de su historia. Debajo, y como homenaje, aparecen los nombre de una parte de los fallecidos por COVID-19 en el país, el más golpeado del mundo por la pandemia.

“Las 1.000 personas nombradas aquí reflejan sólo el 1% de las cifras. Ninguna fue un mero número”, afirma el diario. “No eran simplemente unos nombres en una lista. Eran nosotros”, sentencia.

“Los números solos hacen imposible dimensionar el impacto del coronavirus en los EEUU, ya sea la cifra de enfermos, trabajos perdidos o vidas truncadas”, explica el diario en la primera página que se distribuirá mañana, 24 de mayo. Y agrega: “Mientras el país se acerca al sombrío hito de las 100.000 muertes , The New York Times revisó los obituarios de las víctimas”.

La portada recuerda a esas 1.000 víctimas, detalla sus edades y donde vivían. El homenaje convierte los fríos números que cada día confirman las autoridades en rostros, familias rotas, sueños destruidos y futuros destrozados. Así, los datos demuestran ser más poderosos que cualquier adjetivo.

La portada completa del New York Times de este domingo 24 de mayo de 2020
La portada completa del New York Times de este domingo 24 de mayo de 2020

La cobertura especial recorre los obituarios de los muertos para que el país entero conozca sus historias, de la misma manera que semanas atrás lo hizo el diario O’ Globo con las 15.000 víctimas de la pandemia en Brasil.

La portada homenaje se publica cuando las muertes informadas oficialmente rozan la horrorosa cifra de 100.000 y los contagiados superan el 1.600.000, en un crisis sin precedentes en el país más golpeado del mundo -por lejos- por la pandemia. Ni en Pearl Harbor o en los brutales atentados contra las Torres Gemelas y el Pentágono, EEUU puso tantos muertos: en 1941, en el ataque japonés por sorpresa a la base militar de Hawái, perdieron la vida 2.400 estadounidenses, mientras que otras 2.996 fueron asesinadas en los atentados terroristas del 11 de septiembre de 2001.

Según el recuento independiente de la Universidad Johns Hopkins, hasta hoy 23 de mayo, murieron 96.865 personas por COVID-19 en los EEUU. El estado de Nueva York se mantiene como el gran epicentro de la pandemia en el país con 358.154 casos confirmados y casi 29.000 fallecidos, una cifra parecida a la de España y solo por debajo del Reino Unido e Italia. Tan solo en la ciudad de Nueva York han muerto más 21.000 personas.

A Nueva York le siguen la vecina Nueva Jersey con 152.579 casos confirmados y 10.985 fallecidos, el estado de Illinois, con 105.444 contagios y 4.715 decesos, y Massachusetts, que ha reportado 90.889 positivos por coronavirus y 6.228 muertos. Otros estados con un gran número de fallecidos son Michigan (5.158), Pensilvania (5.010), California (3.660) y Connecticut, con 3.637.

El balance se aproxima a las estimaciones iniciales de la Casa Blanca, que proyectó en el mejor de los casos entre 100.000 y 240.000 muertes; pero ha superado ya con creces los cálculos más optimistas que hizo a posteriori el presidente Donald Trump de entre 50.000 y 60.000 fallecidos.

La portada también es un mensaje para el presidente norteamericano, que explica regularmente que sin sus medidas, los muertos podrían haber superado los 2 millones. “Son una pérdida incalculable”, recuerda con el poder de una daga el impresionante titular.

MÁS SOBRE ESTE TEMA:

Estados Unidos registró 1.260 muertes por coronavirus en las últimas 24 horas

Fuente: ARGENTINA | https://www.infobae.com
La portada más dolorosa del New York Times

También te puede interesar

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.