Mariano Recalde: "Es urgente ganar la Ciudad, si tengo que ser candidato lo voy a ser con todo gusto" - El Portal de Salta

Mariano Recalde: "Es urgente ganar la Ciudad, si tengo que ser candidato lo voy a ser con todo gusto"

Mariano RecaldeEnfrentar al PRO en su bastión electoral no ha sido una tarea grata para el kirchnerismo durante estos últimos doce años. Tal vez por esa razón aseguran que este año armarán un frente «lo más amplio posible» para finalmente terminar con la hegemonía amarilla.Victoria Donda ya lanzó su precandidatura con la esperanza de aglutinar a todo el arco progresista. Mariano Recalde, flamante jefe del bloque de Unidad Ciudadana en la Legislatura y ex presidente de Aerolíneas Argentinas, parece la opción más lógica para competir en representación del kirchnerismo. De hecho, no descartan utilizar las PASO para definir la fórmula opositora.»Todos comprendemos lo dramático del momento y la necesidad de unir a toda la oposición para terminar con las políticas de ajuste y endeudamiento», aseguran. No obstante, por el momento solo hay reuniones informales y la candidatura de Cristina Kirchner a nivel nacional todavía es una incógnita que podría cambiar todo el juego.-Tuvieron conversaciones con distinto sectores, ¿hubo algún avance concreto en la conformación de un frente?
-No, todavía falta mucho, incluso para la fecha formal de presentación de alianzas, y hasta ese momento las negociaciones van a continuar. Mientras tanto, nuestro rol es seguir mostrando lo que los grandes medios de comunicación no muestran, seguir exponiendo las malas políticas de este gobierno y buscando que la gente escuche nuestra campana.-En la apertura de sesiones Rodríguez Larreta hizo un discurso muy vecinal, ¿ustedes discutieron si lo mejor era nacionalizar la campaña?
-Es inevitable porque la gente está mal por las políticas económicas que aplica el Gobierno nacional. Paradójicamente, como dijimos en la campaña de 2015, los porteños estaban bien a pesar de que Macri gobernaba la Ciudad. Nosotros reconocíamos que estaban cada vez mejor pero porque llenaban la heladera, se podían ir de vacaciones, cambiaban el auto o de trabajo. Hoy el trabajo lo cuidás como sea porque sabés que es difícil conseguir otro. Entonces, en ese contexto, una ciudad que se acaba de «maquillar» parecía bien gestionada. Hoy tenemos una ciudad que se da lujos, como hacer plazas para perros o poner macetas en las esquinas, mientras la gente no llega a fin de mes. El gobierno porteño quedó desfasado con esa gestión localista, que además acompaña todos los tarifazos y el ajuste de Macri.-¿Fue una muestra de lealtad de Larreta hacer las elecciones en simultáneo?
-Es una muestra de lealtad y de coincidencia ideológica, son la misma cosa, fue su jefe de Gabinete, es su hermano político. Hizo lo que tenía que hacer para ayudar a su proyecto político.-¿Qué tiene para ofrecer el kichnerismo a las clases medias y altas en un distrito «rico» donde el discurso de escuela y salud pública tal vez no tiene tanta llegada? El PRO, por ejemplo, habla más de infraestructura, espacio público y transporte.
-Hay un prejuicio de que los sectores populares no gobiernan para todos. Pero no es así. A mí me tocó dirigir Aerolíneas Argentinas e hicimos una gestión que la valoró sobre todo la clase media y alta. Lo mismo queremos hacer en la Ciudad, que se viva mejor, que se viaje mejor. Hay una frase que instalaron como una verdad absoluta de tanto repetirla: «Obra que empieza, obra que se termina». Algunas obras se terminan y eso lo reconocemos, e incluso nosotros la hubiéramos hecho también, por ejemplo el Paseo del Bajo que está en mi plataforma electoral del 2015. Pero hay otras obras que no las empiezan o no las terminan, como las escuelas. Ahí hay una cuestión ideológica: para nosotros la escuela pública es la base de todo, de una sociedad más armónica. Cuando uno genera más igualdad de oportunidades la ciudad se benefician porque puede seleccionar a los mejores. La educación es la base de cualquier gobierno que quiera mejorar la seguridad o la competitividad de su economía. Hoy en la ciudad más rica de la Argentina se quedan 23 mil pibes sin vacantes. Es más, intentaron cerrar escuelas nocturnas.-El oficialismo tiene mucha confianza en que la inauguración del Paseo del Bajo o los viaductos del ferrocarril le va a dar un impulso a la gestión justo para las elecciones, ¿crees que eso puede marcar una diferencia?
-La gente no come vidrio, quiere que cambien otras cosas. Con que le construyas un puente o una autopista no alcanza. La gente quiere mandar a sus hijos al colegio, quiere viajar cómoda en el transporte público. La verdad que lo único que hicieron bueno fue el Metrobus, que implica una inversión muy baja. Nuestro país venía construyendo subte a un ritmo que tal vez ya era bajo, pero ahora se frenó. En este momento están en construcción 0 kilómetros de subte. Nosotros queremos aliviarle el bolsillo a la gente, porque gran parte de los tarifazos los aplica la Ciudad, por ejemplo en el transporte.Mariano Recalde en la Legislatura porteña-¿Si gana el kirchnerismo se saldría del pacto fiscal?
-Nosotros votamos en contra porque le pone un cepo a las administraciones provinciales para que no puedan aplicar políticas a favor de la gente y así lograr cumplir con las metas del FMI. Lo que ellos llaman el «gasto», para nosotros son derechos. ¿Qué proponemos nosotros? Primero pensar en la gente y no en las metas fiscales. Pero además cosas concretas, lo que está bien lo vamos a mantener, el Paseo del Bajo no lo vamos a tirar abajo, lo vamos a mejorar. Pero vamos a dejar de cerrar escuelas y vamos a construir las que faltan, vamos a construir los kilómetros de subte que no se hicieron porque es el eje ordenador de las grandes ciudades. Esta ciudad tiene 322 mil millones de pesos de presupuesto, La Matanza tiene 6 mil millones, con casi la misma cantidad de habitantes. Si La Matanza tuviera 322 mil millones tendría subtes por todos lados. No es falta de recursos, sino de decisión política.-No mencionaste el tema seguridad, ¿el kirchnerismo tiene un déficit en ese ámbito? Evidentemente es muy importante, de hecho Patricia Bullrich es una de los ministros con mejor imagen..
-Seguramente tenemos que mejorar nuestro discurso porque se ha instalado la idea de que con mano dura se resuelve la inseguridad y que esta forma de gestionar es electoralmente rentable. Pero yo creo que es otro de los fracasos del gobierno porteño. Hoy la Ciudad es más insegura. Tuvieron todo el presupuesto del mundo para crear una policía con todo el personal y equipamiento que querían y sin embargo aumentó la tasa de delitos.-Aumentaron los robos y bajaron los homicidios…
-Probablemente no tenga que ver con la política de seguridad que hayan bajado los homicidios porque ocurren fundamentalmente dentro del hogar, esta no es una ciudad violenta de pistoleros que se enfrentan en las calles. La policía tiene una dirección política que está más preocupada en perseguir a los que protestan y a los vendedores ambulante que a los ladrones. No es cierto que en temas de seguridad ellos son los buenos. Nosotros tenemos una política de seguridad mucho más efectiva, uno caminaría más seguro. Si nosotros logramos romper esos preconceptos, como por ejemplo que son buenos gestionando el Estado porque son empresarios exitosos, o que son firmes con la seguridad porque son de derecha, creo que podemos ganar la Ciudad.-¿Qué autocrítica hicieron en el plano electoral con las últimas derrotas? 
-Más que errores lo que tenemos que mejorar es la llegada a la gente. En el debate público convenció más un discurso que otro. Esto en parte porque no tuvimos el mejor discurso, pero por otro lado también es por la ayuda de los grandes medios de comunicación. Tenemos que mejorar la presentación de nuestra idea de ciudad, y estoy convencido que la gente nos va a acompañar porque se ve cada vez más claro el fracaso de las políticas que ellos proponen, que no se notaba tanto cuando gobernaban solo la Ciudad. No se notaba que eran liberales ajustadores que ante cualquier problema le iban a mandar a la policía a los que protesten. Era una gobierno local que embellecía y maquillaba la ciudad pero en un país donde las cosas iban mejor. De lo que se trata es que en la campaña quede bien en claro qué es lo que proponemos nosotros.-¿Te gustaría ser jefe de Gobierno?
-Queremos ganar la ciudad, es urgente. Hay mucha gente desencantada y hay que generar una opción que pueda canalizar ese descontento. Para ese objetivo, si tengo que ser candidato lo voy a ser con todo gusto. Si la situación indica que es más conveniente que vaya otra persona, lo vamos a acompañar.-¿Hablaste con Cristina sobre las elecciones, la campaña, candidaturas o algo?
-No, no vengo hablando con Cristina sobre estos temas. Pero sé que está al tanto.-Victoria Donda se lanzó como precandidata, pero es una política que ha criticado a Cristina Kirchner, ha votado el desafuero de Julio De Vido, etc, ¿puede encabezar un espacio opositor integrado por kirchneristas?
-Veo muy bien que todos comprendamos lo dramático del momento y la necesidad de unir a toda la oposición para terminar con las políticas de ajuste y endeudamiento. Y veo con buenos ojos que ella priorice la construcción de una fuerza política opositora. Veremos después cómo se dan las cosas. Está la herramienta de la primarias para dirimir las candidaturas, si la gente mayoritariamente la elige como candidata, me parece perfecto.-¿Qué pasa si Cristina no encabeza la boleta?
-Veremos. Es la candidata que concentra más apoyo popular y a muchos nos encantaría que sea la candidata, pero no cambia sustancialmente la idea de construir un gran frente de unidad. El escenario está muy abierto e.-¿Hay espacio para que surja un «outsider» en la Ciudad como Facundo Manes o Marcelo Tinelli?
-No, acá se plebiscita continuidad o cambio otra vez. Y me parece que la gente va a estar orientada en esas dos alternativas: con las políticas de Macri o ir para otro lado. Las opciones del medio se pierden ahí.-¿El escenario polarizado no lo beneficia también a Larreta?
-No lo sé. En la Ciudad, por el sistema electoral necesariamente termina en un balotaje, porque no creo que alcance el 50% en primera vuelta, entre dos proyectos. Naturalmente va a terminar siendo así. No creo que lo beneficie. Pero creo que la unificación de las elecciones sí lo perjudica. Creo que le va a costar porque quiso aparecer como que es algo distinto pero al estar las boletas juntas va a quedar claro que son parte del mismo proyecto y que tienen las mismas ideas. Eso lo va a tirar para atrás.-¿No es un error enfocar la campaña únicamente en la economía? En 2017, con crisis los porteños votaron masivamente a Elisa Carrió, tal vez no se vota tanto con el bolsillo…
-No es una decisión que hayamos tomado, es una imposición de la agenda que tiene la gente en la calle. A mí no me hablan de otra cosa. En 2017 recién arrancaban todavía había esperanza de darle una oportunidad al gobierno. Y por otro lado habían tomado políticas contracíclicas que mejoraron un poco la economía: créditos a jubilados, obra pública, inyectaron dinero en el mercado interno. Ahora hay 80 mil pibes que dejaron la escuela privada y se pasaron a la pública porque no pueden pagar la cuota. Me parece que la agenda económica se impone sola. Cada elección es distinta, proponer sueños y cambio cuando tenés la heladera llena es una cosa, pero cuando está vacía…Seguí leyendo:Victoria Donda: «Hay diputados que se asustan cuando las tetas son políticas»María Eugenia Vidal y Horacio Rodríguez Larreta llamaron a estar más cerca de «las familias a las que les cuesta llegar a fin de mes»

#NoticiasdeSalta #elportaldesalta

Fuente: ARGENTINA | https://www.infobae.com
Mariano Recalde: "Es urgente ganar la Ciudad, si tengo que ser candidato lo voy a ser con todo gusto"

A %d blogueros les gusta esto: