Un Ameal "explosivo" reaviva la grieta irreconciliable de Boca

El presidente de Boca, Jorge Amor Ameal, más explosivo que nunca, le puso nafta al fuego de la candente grieta del club de La Ribera: respaldó ayer a Jorge Bermúdez y Raúl Cascini, integrantes de la Secretaría de Fútbol, en la denuncia pública contra la gestión del expresidente Daniel Angelici, a la que acusan de haber dejado solo cinco millones de dólares en la caja, pese a vender jugadores por 90 millones.

“Más allá de la auditoría, vamos a dar todos los informes, todo lo que dijeron los muchachos del fútbol es real, lo vamos a respaldar con nuestros informes. En estos días vamos a dar una conferencia de prensa. la gente se tiene que enterar de todo” expresó en FM Late.
Cabe recordar que el Patrón Bermúdez y Cascini denunciaron que la gestión Angelici vendió jugadores por 90 millones de dólares, pero solo dejó 5 en la caja al momento de abandonar el club, en diciembre del año pasado.

Bermúdez hizo referencia a las ventas de Leonardo Balerdi, Lisandro Magallán, Nahitán Nández, Darío Benedetto y Wilmar Barrios a Europa.

Pero Ameal redobló y adelantó que respaldará con documentación las denuncias: “Boca estaba acostumbrado a vender e incorporar diez jugadores por año, nosotros queremos un equipo estable. Esto no es una financiera, es un club de fútbol y le vamos a dar mucha prioridad a las inferiores”.

“Cuando llegamos a Boca eran más importantes los gerentes que los dirigentes. Pero no importa, hay que volver a empezar. Angelici es un tema terminado, estamos en las antípodas de sus formas”, agregó.

Sobre la postura unificada con River, en desacuerdo con la Liga Profesional por tratamiento de los derechos televisivos, el presidente aclaró: “No es verdad que no queríamos jugar con River. Pasa que era solo un negocio para la televisión”.

Después habló sobre la deuda que Boca tiene con el Benfica por el delantero Eduardo Salvio: “Lo vamos a solucionar. El problema fue que no nos podían convertir los pesos en dólares. Había deudas pendientes y no se resolvieron”.

Con respecto al juvenil Agustín Almendra, que hace 20 días que no se presenta a entrenar, comentó: “Lo hemos intimado para que venga a entrenar. Nosotros queremos que Almendra juegue al fútbol. Si lo intimamos es para preservar nuestro patrimonio”.

Ameal asumió el 20 de diciembre pasado por cuatro años, acompañado por Mario Pergolini como vicepresidente; y Juan Román Riquelme como vicepresidente segundo y encargado del fútbol del club.

Esta conducción nombró a principios de año a Miguel Ángel Russo como entrenador, quien en las últimas siete fechas disputadas entre enero y marzo logró que el equipo xeneize ganara la Superliga 2020.

Tras la reanudación del fútbol en el marco de la pandemia de coronavirus, Boca lidera el Grupo H de la Copa Libertadores, y su próximo partido será el jueves 22 de octubre ante Caracas de Venezuela en La Bombonera.

 

River los presiona

Ameal también aceptó que el hecho de que River esté reformando el Monumental es una presión para los dirigentes. “Para nosotros es un sueño hacer una Bombonera mejor, pero de ninguna manera vamos a tirarla abajo, como quisieron hacerlo otros”, aclaró.

Villa reapareció con un gol

El delantero colombiano Sebastián Villa, relegado en el plantel de Boca por la investigación judicial de violencia de género, volvió ayer al gol en la victoria amistosa por 3-1 frente a Estudiantes de Río Cuarto, de la Primera Nacional, donde el xeneize jugó con suplentes. 

Villa ingresó en el segundo tiempo y a los 33 minutos puso cifras definitivas al ensayo que Boca encaró con suplentes. La victoria de Boca en el Centro de Entrenamiento de Ezeiza se completó con un tanto de su compatriota Edwin Cardona y otro del juvenil defensor Gastón Ávila.

Para el equipo riocuartense, donde jugó de titular Néstor Ortigoza, descontó por medio de Ibrahim Hesar.

Fuente: DEPORTES | http://www.eltribuno.info
Un Ameal "explosivo" reaviva la grieta irreconciliable de Boca

También te puede interesar

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.